Politica

Fecha de publicación: Domingo, 18 de Marzo de 2018 Hora: 06:43:08

Multimedia

Definitivamente que la política logra definir escenarios muy caricaturescos, a pesar de lo disimiles de los personajes que intervengan en ella, como el caso de los candidatos más opcionados a ocupar la silla principal en el Palacio de la Aduana desde mayo próximo hasta el 31 de diciembre de 2019, Antonio quinto Guerra Varela y Andrés Betancourt González, hoy muy cerca uno del otro. Durante 4 años fueron compañeros de bancada por el Partido Conservador en el Concejo Distrital de Cartagena, donde incluso sus curules estaban una al lado de la otra, compartiendo secretos, proposiciones y hasta susurros en medio de las sesiones y debates.

En varias oportunidades realizaron debates juntos o se apoyaron en los mismos.

Ambos renunciaron para la misma temporada, con el mismo deseo; ser Alcalde de Cartagena, y ambos fueron derrotados en octubre de 2016 por Manolo Duque. Hoy la política, los ubica de nuevo en el ring de la contienda electoral, aspirando uno por el partido conservador y el otro por ASI, para completar lo que Manolo no pudo siquiera realizar, una buena administración de la cosa pública, manejando con mano firme las riendas de la administración distrital. Cartagena tiene miles de inmuebles, casas, casonas, locales comerciales, bodegas, donde puede funcionar ampliamente una sede política, pero ambos coincidieron en trastear sus comandos para el mismo barrio, la misma calle, la misma cuadra, separados por no más de 120 metros, facilitándoles la labor a los puya ojos, quienes hacen dos vueltas en la misma calle. La avenida Jiménez del Barrio Manga es el escenario de ésta casualidad, ya que la sede de Quinto Guerra está en la esquina de la Jiménez con Avenida de la Asamblea, y la sede de Andrés Betancourt está en la esquina de la Jiménez con calle del Bouquet, separadas por escasos 120 metros.

¿Se pusieron de acuerdo para estar cerca, o es pura casualidad? .


¿Quieres aparecer en la publicidad!?

patrocinadores