Generales

Fecha de publicación: 2018-03-08 16:36:28

Multimedia

Un nuevo escandalo por corrupcion se cierne sobre el Sistema Integrado de Transporte Publico de Cartagena TRANSCARIBE, luego que se conociera el embolate de 10 mil millones de pesos, cuyo destino es incierto, segun se desprende de las denuncias hechas en tal sentido por el Veedor Civico Abelardo Meza, director de la Fundacion Civica y Social FUNCICARIBE Se revelo l a este portal, que a autorizacion otorgada por la junta Directiva de Transcaribe en una pasada reunion en el despacho del alcalde, para que el gerente de la entidad Humberto Ripoll adquiriera 84 nuevos buses Padrones para el “Transcaribe Operador” por valor de 21 millones de dolares lo tiene en la mira de las autoridades competentes y ad portas de una orden de arresto mas el pago de una multa millonaria. Segun los detalles conocidos y entregados por la organizacion civica en referencia, esta autorizacion se hizo el ano pasado en el gobierno del alcalde (e) Sergio Londono Zurek como presidente de la junta directiva de Transcaribe para la compra de 84 buses cotizados en 250 mil dolares cada uno y para ello, se destinaron a traves de un credito bancario la suma de 21 millones de dolares. Bajo esos parametros se abrio una licitacion publica, la cual de manera suspicaz y amanada se declaro desierta, procediendose a la apertura de otro proceso licitatorio relampago donde muy convenientemente en 90 dias aproximadamente los buses que habian sido cotizados en 250 mil dolares cada uno pasaron a costar entonces en la nueva licitacion la suma de 316 mil dolares; es decir, tuvieron un incremento de 66 mil dolares mas equivalente al 20.88 %, ante lo cual el dinero no alcanzo sin no para comprar 69 buses y no 84 como estaba presupuestado inicialmente.

Es aqui en donde entra a jugar un papel importante la Fundacion Civica y Social, FUNCICARIBE, que representa el senor Abelardo Meza, quien se dio a la tarea de investigar esta situacion, al interior de Transcaribe, en donde su gerente, Humberto Ripoll, se ha dedicado a ocultar y negar informacion legalmente solicitada al respecto, incurriendo en un desacato a una accion de tutela, se le ordeno 3 dias de arresto y una multa consistente en 5 salarios vigentes. “La diferencia es de 10 mil millones de pesos, que no se estan justificando; pues se autorizo una compra de 84 buses padrones y se terminaron comprando 69, es decir, 15 buses menos.

Lo otro es que esos buses costaban 250 mil dolares por unidad y terminaron pagando por los mismos 316 mil dolares y sobre esto no hay claridad”, destaco Abelardo Meza, representante de FUNCICARIBE y quien ademas este caso lo puso en conocimiento de la Procuraduria. Las sospechas que se han levantado el respecto, es saber al bolsillo de quien fueron a parar los 10 mil millones faltantes, o a que campana politica ingresaron, ante lo cual el gerente Humberto Ripio mantiene total hermetismo..


¿Quieres aparecer en la publicidad!?

patrocinadores